Un hombre sobrevive tras permanecer enterrado bajo un alud de tierra y lodo en Colombia y denuncia presiones para trabajar a pesar del peligro

Especiales

El empleado aclaró que pudo sobrevivir gracias al conductor de una ambulancia del municipio de Guachavez, que arriesgó su vida para rescatarle a él y a otra persona arrastrada por el barro.

El maquinista de una retroexcavadora sobrevivió después de permanecer sepultado durante varios minutos bajo un alud de lodo y tierra. El suceso tuvo lugar mientras se encontraba trabajando en las tareas de remoción que se llevaban a cabo en una vía terrestre del municipio de Santacruz de Guachavez, ubicado en el departamento de Nariño (Colombia), informan medios locales.

América del Sur sufre un impacto extremo del cambio climático, según un informe

América del Sur sufre un impacto extremo del cambio climático, según un informe

Wilmer Valencia, de 35 años, aseveró que, a pesar del peligro inminente de nuevos deslizamientos de tierra, fue presionado por algunos habitantes de la localidad de Santacruz de Guachavez para que continuara ejecutando los trabajos de despeje de la carretera que conduce al municipio de Samaniego.

«Yo les dije que no había condiciones porque seguía lloviendo en la zona, que la montaña estaba muy debilitada. Pero esto no importó a nadie», comentó Valencia, quien tiene nueve años de experiencia en el trabajo de maquinaria pesada para la remoción de escombros provocados por derrumbes.

Añadió que se encontraba en la cabina de la retroexcavadora cuando se vio «invadido por el barro y el agua», y fue arrastrado más de 200 metros hasta llegar a un río, señalando que contuvo la respiración mientras buscaba «sacar la cabeza para mirar dónde estaba».

Valencia aclaró que gracias al conductor de una ambulancia del municipio de Guachavez pudo sobrevivir, ya que se lanzó a salvarle la vida a él y a otra persona que fue arrastrada por el lodo.

El maquinista amonestó a los habitantes para que no pongan en riesgo sus vidas ni la de los trabajadores por el simple hecho de abrir los caminos porque existe un gran riesgo de aludes.

Nilsa Pantoja, secretaria de Infraestructura del municipio de Nariño, declaró que actualmente cinco municipios se encuentran aislados debido a las afectaciones de las vías terrestres, mientras que otros diez tienen paso restringido a un solo carril por culpa de la ola invernal, que ha provocado la pérdida de al menos 100 kilómetros de asfalto de las carreteras en varias localidades de Nariño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *