Cuba celebra una consulta popular sobre el nuevo código familiar

Especiales

Gobierno del país asegura que se trata de una propuesta muy moderna, destinada a colocar a Cuba en la vanguardia de los derechos de las familias.

El Consejo Nacional Electoral de Cuba ha presentado este sábado ante el Parlamento y ante la comisión redactora los primeros resultados de una consulta popular sobre el nuevo código familiar que se está llevando a cabo en todo el país. 

Este referéndum es un proceso con una duración de tres meses en el que la ciudadanía cubana puede exponer sus criterios y opiniones o hacer sugerencias y críticas respecto al texto. 

Dinamarca celebrará un referéndum para unirse al pacto de defensa común de la UE 30 años después

Dinamarca celebrará un referéndum para unirse al pacto de defensa común de la UE 30 años después

Los debates, que se desarrollan en las redes sociales o en las calles del país, apuntan a que los aspectos que más han llamado la atención y que más polémica han generado son los que tienen que ver con la posibilidad del matrimonio igualitario, la posibilidad de que personas del mismo sexo contraigan matrimonio, que las parejas de este tipo puedan adoptar, así como con la responsabilidad parental que sustituye al concepto de patria potestad.

Hasta el momento, de las 79.000 reuniones que tienen previsto celebrarse en el marco de la consulta popular, más de la mitad ya han sido realizadas. Además, más de 1.000 puntos fueron abiertos para la participación de los cubanos que residen en el extranjero.

De acuerdo a los expertos, este referéndum es un mecanismo para lograr cierto consenso entre la ciudadanía respecto a un proyecto de código que ha generado muchos debates y muchas críticas por parte de sectores conservadores, entre ellos algunos sectores religiosos o también opositores al modelo político cubano. Por su parte, el Gobierno del país insiste en que se trata de una propuesta muy moderna, destinada a colocar a Cuba en la vanguardia de los derechos de las familias.

Asimismo, una vez concluya la consulta popular, toda la información recopilada se entregará a la comisión redactora, que hará una nueva versión del proyecto y la presentará al Parlamento cubano para su aprobación. A continuación, se celebrará un referéndum durante el que los ciudadanos aceptarán o no la nueva propuesta, que en el caso positivo nuevamente pasará por el Parlamento para ya ser ratificada y poder entrar en vigor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *